English

Comida típica de Estados Unidos

Estás aquí: Países / Estados Unidos



La comida está en la esencia de cualquier cultura, y por supuesto Estados Unidos no es una excepción. En torno a una comida se reúnen las personas en momentos de felicidad y de tristeza, para reír, llorar y compartir memorias, a la vez que nos sostiene con la energía que necesitamos para seguir adelante. Si lo piensas bien, la comida no es sólo un reflejo de lo que somos, sino también de lo que hemos sido. Como país fundado y formado por inmigrantes de diversos orígenes, la cocina de los Estados Unidos tiene un gran parecido a la historia de su pueblo.

Al iniciar nuestro estudio sobre la gastronomía americana, primero debemos encontrar una definición de trabajo de la cocina norteamericana. Naturalmente, la imagen que normalmente viene a la mente la de la comida típica americana es las hamburguesas, perros calientes, patatas fritas y un batido. O tal vez es el pollo frito del sur y los macarrones con queso. No cabe duda de que estos alimentos son todos básicamente americanos, y por lo general se pueden encontrar en todo el país, pero no contienen ni representan el total de la diversidad étnica y cultural de los Estados Unidos. El tipo de alimentos que consumen a diario los estadounidenses depende en gran medida de la región concreta en la que viven. De hecho, si se le preguntara a una muestra representativa de personas provenientes de diferentes regiones de Estados Unidos lo que constituye la cocina Americana, no cabe duda que las respuestas serían muy variadas. Una explicación para esto, por supuesto sería la disponibilidad (o no disponibilidad) de ciertos alimentos en áreas específicas, pero también dependería de la historia de la región y de la composición étnica y cultural de su pueblo.

En el siguiente artículo vamos a hacer un recorrido por las cocinas y restaurantes de América con el objetivo de desarrollar una verdadera definición de la gastronomía estadounidense, que se base en las diversas regiones del país y las personas que las habitan. Vamos a comenzar con la cocina de Nueva Inglaterra, donde se empezó a formar esta relativamente joven nación.

Gastronomía de América: La Región del Noreste (Nueva Inglaterra)

La región de Nueva Inglaterra de los Estados Unidos está integrada por los estados de Connecticut, Massachusetts, Vermont, Rhode Island, New Hampshire y Maine y se encuentra en la esquina noreste del país. Como uno de los primeros asentamientos ingleses, esta zona tiene una larga historia cultural y gastronómica. Desde que los primeros peregrinos que desembarcaron en Plymouth Rock en 1620, los colonos del Nuevo Mundo comenzaron a adaptar las recetas de su tierra a los nuevos ingredientes que encontraron en las tierras donde se establecieron, para crear una gastronomía única de América. La gran variedad y oferta interminable de recursos naturales que encontraron en las colonias de Nueva Inglaterra influyeron en gran manera en la comida y la cultura de la región y los vínculos entre los nativos y los colonos ayudaron a fusionar las nuevas y viejas tradiciones del mundo para crear la gran variedad de platos espléndidos encontrado en Nueva Inglaterra hoy día.

El Día de Acción de Gracias es un día festivo en EE.UU. que gira en torno a una gran fiesta celebrada por primera vez en Nueva Inglaterra en 1621, y aunque los nativos y los peregrinos no compartieron el pavo y el pastel de calabaza en un principio, muchos de los platos que consideramos comida tradicional de Acción de Gracias se basan en los platos que se originaron en Nueva Inglaterra.

En cuanto a la gastronomía, Nueva Inglaterra es quizás más conocida por los mariscos, los productos lácteos y algunas frutas y verduras, en especial los arándanos azules y los arándanos rojos. Estos ingredientes han sido mezclados y preparados para crear muchas comidas que ahora se consideran platos clásicos americanos.

Lobster roll Como región costera, a Nueva Inglaterra se la conoce más por sus mariscos frescos. El estado de Maine, por ejemplo, situado en la esquina extrema del noreste de Estados Unidos, es el mayor productor de langosta del país. Esta abundancia ha llevado a la creación de una gran variedad de platos, entre otros el “panecillo de langosta” (lobster roll). Los panecillos de langosta se pueden comprar en los puestos de langosta de Nueva Inglaterra y son una especie de sándwich de langosta, un panecillo como el del perrito caliente con langosta mezclada con mayonesa o mantequilla.

Las almejas son también una especialidad de la región de Nueva Inglaterra y se preparan en una variedad de sabrosos platos. Uno de estos platos es el horneado de almejas (New England clam bake), una mezcla de mariscos y verduras, cocinados al horno con algas marinas en agua salada y sobre piedras calientes. La crema de almejas (clam chowder) es también uno de los favoritos de Nueva Inglaterra. Esta crema se prepara como una sopa a base de crema, que contiene almejas, mariscos y patatas y tradicionalmente se sirve con galletas, pan o los panecillos conocidos como “biscuits”.

Nueva Inglaterra es también famosa por sus tortitas o panqueques, localmente conocidos como johnnycakes. Las tribus indígenas “algonquinas” introdujeron estas tortas de harina de maíz hechas a la plancha a los colonos de Nueva Inglaterra probablemente por primera vez en Rhode Island. Hoy en día se sirve comúnmente en los restaurantes de Nueva Inglaterra, por lo general como guarnición o en el desayuno. A muchas personas les gusta cubrir sus johnnycakes con mantequilla y sirope de arce. Este último es muy abundante en la región pues el estado de Vermont (uno de los estados de Nueva Inglaterra) es el mayor productor de sirope de arce en los Estados Unidos. Su producción fue de casi el 6% del total mundial, cerca de 1,2 millones de galones sólo el año pasado.

Las alubias al horno o “baked beans” es otro plato que se originó en Nueva Inglaterra, un plato enseñado a los colonos de Nueva Inglaterra por los nativos americanos. Se trata de un plato de judías o frijoles blancos también conocidos como alubias, cocidos y endulzado con azúcar moreno y con sabor a tocino o jamón.

La región de Nueva Inglaterra, especialmente el estado de Vermont, también es conocida por su leche y los productos lácteos, especialmente el queso cheddar y el helado. La producción de leche comprende la mayor parte de la renta agraria de la región, aunque en los últimos años el número de explotaciones ha ido disminuyendo de manera constante. El queso cheddar de Vermont es bien conocido en todo el país por su alta calidad y aspecto único. A diferencia de la mayoría de los cheddars, que son de color naranja, el Cheddar de Vermont es un queso blanco, que se cura bien para darle un sabor fuerte y agradable. El helado, de todos los sabores, también es importante en Nueva Inglaterra, y Vermont es la sede de la empresa mundialmente famosa Ben & Jerry Ice Cream, una empresa que se inició en 1978 por dos nativos de Nueva Inglaterra.

Gastronomía de América: La Región del Atlántico Medio

La región del Atlántico se compone de Delaware, Maryland, Nueva Jersey, Nueva York, Pennsylvania y el Distrito de Columbia. Estos estados costeros comparten muchos de los mismos platos que se encuentran en la región de Nueva Inglaterra. Sin embargo, ningún resumen de gastronomía estadounidense sería completo sin mencionar algunos de los alimentos americanos emblemáticos que se encuentran en los estados de Nueva York y Pensilvania.

La cocina de Nueva York

Nueva York es una de las ciudades más grandes del mundo, la capital cultural de los Estados Unidos y líder mundial en los sectores del entretenimiento y los negocios. También es el hogar de algunos de los mejores alimentos en el planeta. Entre 1892 a 1954, Nueva York era un punto principal de entrada para los inmigrantes, y aún hoy día el estado, y en particular la ciudad de Nueva York, continúa reflejando esa diversidad multicultural. En la ciudad de Nueva York se puede encontrar casi cualquier tipo de cocina del mundo, desde la italiana a la china o pakistaní.

La cocina americana por excelencia que se encuentra en "La Gran Manzana" incluye pizza, perritos calientes y otros platos callejeros, así como alimentos étnicos como platos chinos y judíos. La diversidad étnica y cultural en el país ha creado un crisol de fusiones de alimentos que reflejan la historia de la ciudad, su gente y estilo de vida.

Al igual que otras grandes ciudades de los EE.UU., Nueva York tiene su propio estilo de pizza. Aquí, la masa se hace muy fina (pizzas de masa fina) y se cubre con un montón del cremoso queso mozzarella y salsa de tomate. La masa estirada a mano, gruesa y esponjosa en los bordes pero superfina en el centro, es la marca de la pizza de Nueva York. Muchos propietarios de pizzería juran que el secreto de una corteza perfecta al estilo de Nueva York está en el agua de la ciudad que se utiliza para hacer la masa. Así, no es una escena poco común en la ciudad el ver a los neoyorquinos doblar por la mitad esa pizza tan especial (comiéndola como un sándwich) y disfrutar al máximo este manjar totalmente americano.

Los puestos de perritos calientes y otros carritos callejeros de comida son habituales en la ciudad de Nueva York, lo que permite a los más atareados de esta bulliciosa metrópoli encontrar sobre la marcha algo rápido y delicioso que comer. Al no tener casi ninguna sobrecarga en sus negocios, los vendedores callejeros en Nueva York pueden vivir bastante bien, razón por la que se encuentran carritos que sirven todo tipo de comida imaginable: perritos calientes, panecillos bagels, gyros, hamburguesas, patatas fritas, helados, etc.

La ciudad también alberga de una amplia selección de cocinas multiculturales, incluyendo alimentos de Oriente Medio, como el falafel y los kebabs. Falafel es un plato egipcio de habas trituradas con especies; la mezcla se formada en una bola y se fríe. A menudo se sirve en un pan de pita con verduras y hummus. Kebabs son una combinación de carnes y verduras, servido en una brocheta después de cocinarlo a la parrilla. Otras especialidades étnicas son las arepas, de Colombia; los tamales de México, y adaptaciones de una variedad de platos de Brasil, Bangladesh, Alemania y mucho otros.

La cocina de Pensilvania

Pensilvania es otro estado conocido por su deliciosa y única cocina. Como uno de los primeros asentamientos europeos en el Nuevo Mundo, los inmigrantes que se asentaron allí llevaron los alimentos y las tradiciones de sus países de origen y han creado nuevas especialidades que reflejan los aspectos modernos, o en algunos casos conservadores, del estilo de vida de la gente de Pensilvania .

Las personas que hoy se conocen como los holandeses de Pensilvania emigraron en el siglo 19 de Alemania y Suiza, y se establecieron en el sur del estado. Entre otros aportes culturales, trajeron con ellos una cocina que consta de muchas deliciosas especialidades, como el Chow-Chow, un popurrí de verduras como tomates, repollo, zanahorias, judías y guisantes, que se envasa y se sirve frío. Las tartaletas de pollo o ternera (pot pies), que son muy populares en todo el país, se originaron con los holandeses de Pensilvania. Sin embargo, a diferencia de la versión estándar de este plato, que está cubierta por hojaldre, el "boi bot", como este plato se llamó en un principio, es una mezcla de tallarines y estofado de carne, servido sin la corteza superior.

Si tuvieras que elegir una ciudad de Pensilvania que mejor refleje la gastronomía de la región tendría que ser Filadelfia, sede del “Philly Cheesesteak”. Este icónico sándwich se compone de carne de res cortada en rodajas mut finas servido en un panecillo y cubierto con queso derretido. Aunque el plato es verdaderamente americano, fue inventado por unos inmigrantes italianos, los hermanos Pat y Harry Oliveri. Primero lo crearon para añadirlo a su carrito de perritos calientes para tener una oferta mas variada y el resto es historia. Los restaurantes y las tiendas de bocadillos de todo el estado incluyen el delicioso Philly Cheesesteak en sus menús, y la gente viene de todas partes sólo para poder probar de esta clásica delicia americana.

Otros alimentos ricos de Pensilvania y la región del Atlántico medio incluyen el guiso a la pimienta (Pepper Pot), un guiso de callos y hortalizas; los pretzels blandos gigantes, la cerveza “porter” al estilo de Pensilvania, y la zarzaparrilla de Hires, que se introdujo por primera vez en la Exposición del Centenario en Filadelfia en 1876.

Gastronomía de América: La Región Centro-Oeste

Conocido como el corazón de América, la región del Medio Oeste se distingue por su abundante comida casera. Muy pocos platos de lujo se pueden encontrar aquí, y su ausencia puede ser vista como el producto de una cultura con los pies en la tierra que gira alrededor de la familia y la comunidad.

Entre mediados y finales del siglo XIX, inmigrantes procedentes de Alemania, Irlanda, Escandinavia y otros países de Europa del Este como Polonia aumentaron repentinamente en Estados Unidos y se establecieron en los estados llanos y alrededor de los Grandes Lagos. Esta ola de inmigrantes que trataban desesperadamente de integrarse en Estados Unidos, adoptó muchos platos regionales ya existentes, y los adaptó a sus propios gustos, fusionándolos con los sabores y las tradiciones de sus países de origen.

Algunos de los platos más populares de la Región Centro-Oeste, muchas de las cuales se remontan a los primeros inmigrantes, son:

La Cazuela

Cazuela Una región conocida por sus grandes familias, encuentros religiosos y cenas compartidas, la comida del Medio Oeste se ha ido adaptando con el tiempo para encajar con el estilo de vida de sus personas. La cazuela, también llamado "plato caliente", es un elemento básico del medio oeste y representa un segmento significativo de la cultura americana. La cazuela es una comida de todo-en-uno, inventado por su comodidad y capacidad de alimentar rápidamente grandes grupos de personas. Los ingredientes de este plato varían, pero un guiso típico contendría alimentos ricos en almidón, como las patatas, pasta o arroz, carne (carne de res, pollo, atún, etc), hortalizas, y un caldo, que suele ser una crema para unir todos los ingredientes.

El sándwich de carne suelta

El sándwich de carne suelta es primo hermano del Sloppy Joe, un favorito de los americanos. Consiste en carne de res picada, desmenuzada y cocinada y servida en un pan de hamburguesa. La única diferencia entre este favorito del Medio Oeste y el “sloppy Joe” es que en este último, la carne se combina con kétchup o salsa de tomate para ligar un poco la carne. Otros nombres que se han dado a este sándwich en los últimos años, incluyendo "hamburger suelta", "taberna", y el nombre de la marca Maid-Rite, un restaurante de Iowa que se abrió por primera vez en 1926 y popularizó estos pringosos pero deliciosos sándwiches.

Skyline Chili

También conocido como Cincinnati Chili, Skyline Chili es un favorito entre los habitantes de la región central. Este tipo de chile se hace sin frijoles, pero se diferencia en gran medida del Texas Chili, en gran parte debido a sus condimentos dulces, que a menudo incluyen la canela, clavo, pimienta de Jamaica, e incluso chocolate. Esta deliciosa comida se sirvió por primera vez por cocineros griegos en un restaurante de Cincinnati conocido como Emperatriz, seguido por la apertura del horizonte de Chile en 1949.

Pierogies

Por último, aunque no menos importante, está el pierogi, un verdadero favorito del Medio Oeste. Pierogies son bolas de masa, similar a empanadas chinas o a raviolis, que generalmente están rellenas con carne picada, patatas, queso y algunas veces sauerkraut. También hay variedades de postre de pierogies, rellenos de diversas frutas. Una vez preparados, los rellenos se hierven y se acaban en el horno o la freidora hasta quedar dorados. Por lo general se sirve con mantequilla y nata agria. Los pierogies son tan populares en el Medio Oeste que algunas partes de la región identifican estrechamente estos rellenos con su identidad cultural regional, como Whiting, Indiana, una ciudad que es sede de la Fiesta anual del Pierogi.

Gastronomía de América: La Región del Sur

La cocina casera del sur de Estados Unidos es la esencia de la cultura estadounidense. Desde el pollo frito a los macarrones con queso pasando por el pan de maíz y las berzas, la región del sur de Estados Unidos es el hogar de una variedad de alimentos y sabores únicos, y de algunos de los más clásicos y tradicionales platos americanos. Comida casera y abundante es la esencia de la cocina del sur, ya pesar de ser considerada no muy sana porque muchos de los alimentos se preparan fritos, estos platos se han convertido en una parte importante de la identidad cultural del Sur.

Entre lo más importante de la cocina del sur está la carne, en particular los productos de carne de cerdo, como jamones, salchichas, carne deshebrada y bacón. La cría de cerdos es muy popular en el Sur, en gran parte debido a que es barata y fácil. También es popular el pollo a la barbacoa o frito. El pescado favorito de la región es el bagre y entre los crustáceos están los cangrejos y las gambas, que se encuentran en el Golfo de México y las costas del Atlántico. Algunos de los platos típicos de esta región de EE.UU. incluyen:

Carne y Tres

La mayoría de los restaurantes del Sur ofrecen un menú conocido como "carne y tres," que consiste en un tipo de carne a elegir y tres platos secundarios, también a elegir. Los tres platos pueden variar, desde puré de patatas, a berzas, a los macarrones con queso o quimbombó frito. Las opciones de carne son muchas, entre ellas están la carne de cerdo deshebrada, falda de res, pollo frito y bagre frito. Como complemento al menú “carne y tres” se sirve pan de maíz o los panecillos “biscuits”, junto con la bebida del sur por excelencia, el té dulce.

Soul Food

El Soul Food, la cocina tradicional de los negros del sur, se originó en la región conocida como el Sur profundo y está compuesta de platos clásicos americano-africanos, cuyos orígenes se remontan a la trata de esclavos en Europa y América del Norte. Muchos de estos alimentos son el resultado de la combinación de la cocina africana con los alimentos disponibles en los Estados Unidos. Aunque muchos de sus platos tradicionales llegaron a América durante la trata de esclavos transatlántica, como el quimbombó, los esclavos americanos aprendieron a arreglárselas con los alimentos que se les daba, que incluían alimentos desechados, como las partes verdes de los nabos y la remolacha, y las partes de animales que no se comían como las patas de cerdo, los intestinos de cerdo, los callos y las orejas. El gran festejo del Día de Año Nuevo en el sur profundo consiste en chitlins, manitas de cerdo y judías “cabezinegras” (black-eyed peas), que según dicen traen suerte y prosperidad en el Año Nuevo.

La polenta

La incorporación de animales y plantas autóctonas en la cocina del sur, como el maíz, se remonta a los primeros contactos de los colonos con los nativos americanos. El maíz, en muchas formas, se puede encontrar en una gran variedad de platos del sur, incluyendo el pan de maíz, las tortas de maíz “Hush Puppies”, la sémola de maíz y la polenta o “grits”. Los “grits” se componen de granos de maíz, o maíz molido, convertido en papilla. Se pueden servir como plato aparte en la cena, sobre todo cuando se añade queso para formar gachas de queso.

Los postres del Sur

Los postres más populares del sur, como las tartas de frutas, de melocotón o bayas, y el pastel de boniato, hacen uso de las frutas y vegetales nativas de la región. Además, el “Moon Pie”, hecho con galletas bañadas en chocolate y rellenas con crema de nieves (marshmallows), son muy populares en todo el Sur. Se hicieron por primera vez en Tennessee en 1917 como un bollo de merienda para los mineros del carbón, y se sirven a menudo con otra especialidad del sur, RC Cola.

Gastronomía de América: La región del Suroeste

A medida que avanzamos hacia el suroeste, en estados como Texas, Utah, Arizona y Nuevo México, empezamos a ver una cocina que era y sigue siendo muy influenciada por las culturas española, mexicana y nativa. El resultado ha sido una deliciosa comida, con muchas similitudes con la comida mexicana, sólo que con un toque exclusivamente estadounidense.

La cocina del suroeste toma prestado de los primeros colonos españoles que se asentaron en la región y de las tribus indígenas, en particular los navajos, que compartieron la tierra. Los nativos americanos cultivaban chiles, maíz, frijoles, tomates, aguacates y calabaza, todo lo cual se infunden en la cocina del suroeste de Estados Unidos en la actualidad. Los españoles añadieron ingredientes de su patria, como el queso, la manteca de cerdo y el arroz. Más influencias vinieron después con los colonos mexicanos y los vaqueros del sur, cambiando a la cocina que hoy conocemos. Hoy, la cocina nueva mexicana es uno de las más populares del suroeste, seguida de la cocina de Arizona conocida como Sonoran. Algunos de los platos más populares del sudoeste son:

Platos con chiles

Cioppino El suroeste de Estados Unidos, sobre todo Nuevo México, es conocido por sus numerosos platos de chile. De hecho, uno de los símbolos del Estado, o más bien la pregunta oficial del estado es "¿Rojo o verde?" Esto se refiere a los dos tipos principales de chiles cultivados en el estado, con la diferencia de ser el punto en el que se recoge el chili. Chiles o pimientos aún no maduros, o chiles verdes, se utilizan para hacer platos como el guiso de chile verde, mientras que con los madurados, o chiles rojos, se hacen los guisos más picantes de chile rojo. Ambos tipos de pimientos se preparan en una salsa y se utilizan en una variedad de maneras. Se añaden para condimentar los platos mexicanos, como burritos y enchiladas, e incluso a los platos básicos americanos como hamburguesas, las patatas fritas y hasta la pizza.

Chiles rellenos

Los chiles rellenos son un plato que se originó en México, pero muy popular en la cocina del suroeste. El plato consiste en pimientos verdes, o pimientos Anaheim, rellenos de carne y queso. Los chiles se rebozan con huevo y harina y se fríen, lo que hace fundir el queso que está en el medio. La mayoría de los restaurantes del suroeste ofrecen este plato favorito en sus menús, y por lo general lo sirven con una guarnición de salsa de chile rojo o verde.

Las crujientes de queso

La crujiente de queso es uno de los platos favoritos en todo el suroeste, especialmente en el estado de Arizona. Este bocado sabroso, que es muy similar a una quesadilla, consiste en una tortilla (generalmente de harina, no maíz) rociada con queso y mantequilla, colocada en el horno hasta que el queso se derrite y la mantequilla tueste la tortilla, haciéndolo un aperitivo crujiente. La principal diferencia entre las crujientes de queso y las quesadillas es que el primero no se pliegan como la quesadilla sino que se sirven totalmente abiertas. Se pueden espolvorear con cebolla picada y cilantro o con salsa de chile.

Gastronomía de América: La Región del Oeste

La región occidental de los Estados Unidos incluye a California, Nevada, Washington, Oregón y otros estados. La cocina del noroeste del Pacífico (Oregón, Washington, Idaho, Montana y Alaska) es conocida por sus mariscos y sus saludables alimentos frescos, como manzanas, frutas de hueso, bayas y setas. Algunos pueden argumentar que esta región no tiene una cocina en particular y que los alimentos servidos en esta región son típicos de los Estados Unidos en su conjunto. Esto puede ser en parte cierto, debido a la relativa juventud de la región, pero hay muchas influencias presentes en la cocina occidental, incluidos la de los chinos, japoneses, coreanos, italianos y griegos. A continuación vamos a describir algunos de los platos típicos del noroeste del Pacífico, y terminar nuestro artículo con una sección aparte sobre la cocina de California.

El Noroeste del Pacifico

El pescado, fresco capturado frente a la costa, juega un papel importante en la cocina del noroeste del Pacífico. Las variedades de pescados y mariscos de agua fría, como el salmón del Pacífico, el cangrejo real, el fletán y el bacalao se ofrecen en la mayoría de los restaurantes de gama alta de la zona y se encuentran todos en las profundas aguas del Océano Pacífico. El cangrejo rey es especialmente popular en Alaska, donde se captura. Estos cangrejos son mucho más grandes que otras variedades de cangrejo, a menudo llegan a dos metros de separación entre las patas y pesan hasta 20 libras. La caza de estos cangrejos es uno de los trabajos más peligrosos en los Estados Unidos, y su limitada disponibilidad ha hecho el cangrejo rey muy popular en toda la región occidental.

Geoduck

Se pronuncia "guyduck" y es una extraña almeja de caparazón blando con un cuello largo que se encuentra en las fangosas aguas del noroeste del Pacífico. La almeja puede alcanzar un peso máximo de 14 libras y puede vivir hasta 150 años. El plato se sirve en toda la región del noroeste (y en Japón). Se puedes preparar de varias maneras: hervidas, en crema, o como un ingrediente en ceviche o carpaccio.

La caza mayor

La caza es una de las actividades recreativas más populares en el noroeste del Pacífico, donde no hay escasez de la caza mayor. Algunos de los animales cazados para alimento son los alces americanos, caribú, el alce y el oso, y aunque este tipo de platos son mucho más comunes en Alaska que en los 48 estados restantes, muchos restaurantes en estados como Washington, Montana e Idaho incluir estas especialidades en su menú.

La cocina californiana

California tiene tierras de cultivo de las más ricas de Estados Unidos, y su cocina se caracteriza por productos frescos y demás componentes del fértil Valle de Salinas, conocido como ensaladera de Estados Unidos. La parte norte-central del estado también es conocido por su gran extensión de acres de uvas de vino, y los vinos de California clasifica regularmente entre los mejores del mundo.

California es un crisol de muchas etnias y culturas, y con el tiempo la influencia de estos grupos se ha fusionado para crear una serie de platos típicos de la región de California. Algunos de los platos más clásicos de California incluyen:

Pan de masa fermentada

En la región de San Francisco de California, el pan de masa fermentada ha sido un elemento básico de la cocina desde la fiebre del oro de 1849. El pan de masa fermentada de San Francisco es conocido por su intenso sabor amargo y una textura densa y es difícil de reproducir en ningún otro lugar del mundo. Eso es debido a que la masa madre de este pan sólo puede prosperar en la mezcla de ambientes que se encuentran en la Bahía de San Francisco.

California Roll

La gente de California es de las que más cuidan su salud en Estados Unidos, y en la última década sushi se ha convertido en un favorito muy popular entre los residentes del estado. El rollo de California es una fusión de influencias americanas y japonesas. Se compone de carne de cangrejo, aguacate, pepino, arroz y algas. El rollo ha ayudado a hacer sushi accesible a muchas personas que temían probar el sushi por primera vez, lo que ha aumentado enormemente la popularidad de esa comida en todo el estado y en todo el mundo.

La comida mexicana

La comida mexicana es muy popular en todo California, particularmente en las regiones del sur como San Diego. Las "camionetas de tacos" son una vista común en las esquinas, donde los clientes pueden ordenar y disfrutar de una amplia variedad de platos de inspiración mexicana, como los tacos de carne picada, carne asada y de pollo, los burritos de carne de res y de cerdo y las tortas, que es una especie de sándwich de burrito servido en un panecillo. Otros platos favoritos son las enchiladas, los tamales, las quesadillas y los chiles rellenos.

Cioppino

Al igual que los estados del noroeste del Pacífico, California es un estado costero y su cocina se basa principalmente en pescados y mariscos frescos del Pacífico. Uno de los platos que hacen uso de la gran variedad de vida marina California es el cioppino. Un plato que también se originó en San Francisco, cioppino es un guiso de una mezcla de marisco. Fue creado por los inmigrantes italianos, unos pescadores que llegaron a mediados del siglo 20. Al principio se hacía con los restos de la pesca del día, arrojado a una olla para hacer un guiso. Hoy en día hay muchas variedades de cioppino, utilizando diferentes tipos de pescados y mariscos. Al utilizar los mariscos como parte del guiso, que suele servirse con la carne aún en las conchas, el cioppino es una delicia californiana tan pringosa como sabrosa.

Comparte esta página: