Estudiar la carrera de Administración de Empresas


Elije de entre la lista de países donde estudiar Administración de Empresas:

AfganistánAlbaniaAlemaniaAndorraAntillas NeerlandesasArabia SauditaArgentinaArmeniaAustraliaAustriaAzerbaiyánBahamasBahreinBangladeshBelarúsBélgicaBermudasBoliviaBosnia y HerzegovinaBotswanaBrasilBrunei DarussalamBulgariaBurundiCamboyaCamerúnCanadáChadChileChinaChipreColombiaCorea del SurCosta RicaCroaciaCubaDinamarcaEcuadorEgiptoEl SalvadorEmiratos Árabes UnidosEsloveniaEspañaEstados UnidosEstoniaEtiopíaFijiFilipinasFinlandiaFranciaGeorgiaGhanaGreciaGroenlandiaGuamGuatemalaHaitíHondurasHong KongHungríaIndiaIránIraqIrlandaIslandiaIslas Vírgenes de los Estados UnidosIsraelItaliaJamaicaJapónJordaniaKazajstánKenyaKirguistánKuwaitLaoLesothoLetoniaLíbanoLiechtensteinLituaniaLuxemburgoMacaoMacedoniaMaltaMarruecosMéxicoMoldovaNepalNicaraguaNigeriaNoruegaNueva ZelandaOmánPaíses BajosPakistánPalestinaPanamáPapua Nueva GuineaPerúPoloniaPortugalPuerto RicoReino UnidoRepública CentroafricanaRepública ChecaRepública de SudáfricaRepública DominicanaRumaniaRusiaSamoa AmericanaSierra LeonaSingapurSiriaSri LankaSueciaSuizaSurinameTailandiaTurquíaUcraniaUgandaUruguayUzbekistánVenezuelaViet NamYemenZambiaZimbabue

Debido a que todo Administrador Empresarial es, en sí mismo, un organizador de recursos materiales y humanos, todos los agentes sociales, económicos y políticos, conciben su dimensión profesional y su proyección laboral, integradas dentro del macrosistema de servicios globales más demandado que existe. Las sociedades modernas, sin lugar a dudas, hoy más que nunca, precisan de permanentes procesos de reorganización, administración y dirección, especialmente en el contexto de los diferentes ámbitos de producctividad empresarial.

Descripción de la carrera

La Administración de Empresas (ADE) es un compendio de ciencias administrativas, económicas o financieras, que en su conjunto, comprenden la Contabilidad, las Finanzas Corporativas, la Mercadotecnia, la Dirección Estratégica, entre muchas otras disciplinas de naturaleza administrativa. En su esencia, la Administración y Dirección de Empresas es una ciencia de tipo social, cuyo enfoque está centrado en el estudio de la organización, planificación, dirección, coordinación y control de los recursos de una entidad económica y en la manera cómo se gestionan y regulan los procesos y logros de sus procedimientos.

La profesión del Administrador Empresatial posee una gran variación de orientaciones, dependiendo del nivel en que se encuentre la gestión del profesional administrativo, ya sea éste de gestión operacional, de planificación, organización, dirección o control de las actividades de su departamento. De acuerdo a estas variaciones, el Aministrador podrá gestionar desde las bases, a nivel intermedio o a nivel superior -orientado hacia el ámbito institucional de su institución o hacia el ambiente externo que la empresa requiere servir.

Calidades del estudiante

El estudiante de esta área deberá tener un perfil humano y vocacional de alta resistencia y exigencia, por cuanto le demandará actitudes de alta funcionalidad:

  • Paciencia frente a la incertidumbre diaria, ya sea producto de una rutina o improvisación de sitiaciones.
  • Diligencia e inmediatez frente a las gestiones.
  • Excelente nivel de toma de decisiones y análisis de situaciones.
  • Respuesta inteligente frente a resolución de problemas.
  • Capacidad de gestión personal y colectiva.
  • Excelente espíritu de cooperatividad y gestión en equipo.
  • Capacidad de organizar, planificar, coordinar y controlar proyectos, recursos y gestiones.
  • Espíritu de aprendizaje permanente.
  • Desarrollo de conceptos emergentes e intereses en la actuación administrativa empresarial.
  • Capacidad para poner en práctica sus aprendizajes, saber cómo utilizarlos y en qué circunstancias aplicarlos adecuadamente. Es decir, debe saber cómo aplicar sus conocimientos y competencias, porque en la práctica empresarial diaria deberá gestionar de acuerdo a esta dinámica.
  • Planes de estudio

    Los profesionales en Administración de Empresas precisan cursar una carrera universitaria, para obtener un título que los habilite como Licenciados en Administración de Empresas. La malla curricular de esta licenciatura, forma a los futuros profesionales, primordialmente, en Economía y en todas las áreas de gestión empresarial, como: Finanzas, Mercadotecnia, Recursos Humanos, Estrategia Empresarial, Historia Económica, Derecho Empresarial, Económico y Mercantil, entre muchas otras asignaturas de complementación laboral y ética.

    Además de esta titulación, en la mayoría de los países del mundo existe la maestría de postgrado en negocios, conocida como MBA (Master in Bussines Administration) -imprescindible para quienes desean darle una orientación directiva a su gestión administrativa. En otras ocasiones, la titulación puede ir unida a otros campos empresariales importantes, como el Marketing.

    Inserciones laborales y expectativas ocupacionales

    El campo de trabajo del Administrador de Empresas se inserta en todas las organizaciones humanas comprendidas a nivel internacional, ya sean éstas comprendidas dentro de los ámbitos públicos o privados, como en niveles gubernamentales -en ámbitos de despachos de asesoría- y servicios independientes, como emprendedor autónomo.

    Estudiar Administración y Dirección de Empresas es, en la actualidad, una profesión de gran vigencia, por cuanto el ámbito empresarial se encuentra en constante estado de emergencia y renovación -especialmente durante la primera década de este nuevo milenio, en que se ha creado una multitudinaria demanda de la prestación de servicios de estos profesionales.

    Descripción de la carrera

    La Administración y Dirección de Empresas es una de las licenciaturas más integrales respecto de la preparación del liderazgo empresarial. Prepara para que el profesional posea una visión global de la empresa y, a partir de esta preparación, pueda desarrollar labores de administración y dirección en todas las áreas pertinentes.

    La Administración y Dirección de Empresas también pretende proporcionar las técnicas y promover las actitudes para desarollar profesiones que contemplen la empresa desde una visión externa y como copartícipe de los diferentes mercados. A través de esta perspectiva, su articulación como sistema facilita vínculos y relaciones con el mundo empresarial y profesional, a nivel nacional e internacional.

    El licenciado en Administración y Dirección de Empresas se desenvuelve principalmente en el ámbito de la empresa, dentro de los diversos departamentos empresariales -como Contabilidad, Gestión Financiera, Producción, Recursos Humanos o Marketing.

    Calidades del estudiante

    Para proseguir la profesión de Administración y Dirección de Empresas, es imprescindible la transferencia académica de bachillerato o enseñanza secundaria completa, junto a estudios de pregrado en administración.  El estudiante, además, debe reunir las siguientes competencias:

  • Personalidad habituada al éxito en cualquier ámbito de su vida académica, profesional, personal y cotidiana.
  • Carácter emprendedor.
  • Sólida formación académica.
  • Habilidades para la dirección, gestión y organización de actividades.
  • Capacidad de liderazgo y delegación de cargos y funciones.
  • Espíritu organizativo, abierto a la gestión de equipo.
  • Responsabilidad personal y colectiva.
  • Seguridad, estabilidad sicoemocional, espíritu de superación.
  • Constancia.
  • Iniciativa, creatividad.
  • Capacidad en la toma de decisiones.
  • Criterio analítivo.
  • Flexibilidad.
  • Aplicación de soluciones de inteligencia mútiple, entre otros rasgos primordiales.
  • Durante el ejercicio, el perfil profesional se definirá mediante la adquisición de elementos analíticos básicos, de técnicas más complejas para cada una de las funciones básicas de la empresa y para una visión de conjunto, adoptada a partir de una concepción generalista.

    Planes de estudio

    En un amplio sentido, la profesión de Administración y Dirección de Empresas se imparte en todas las universidades y academias de estudios superiores, en el área de Administración y Negocios, generalmente a través de grados de licenciatura y postgrado -con extensiones de aplicación comprendidas en cinco años para la licenciatura y dos años para la especialidad empresarial. En líneas generales, la carrera brinda una malla curricular enfocada en las necesidades de la empresa, tales como: Administración Tributaria, Administración de la Producción, Historia Económica General, Presupuesto, Administración Financiera, Planificación Estratégica, Análisis de Estados Financieros, Seminario y Administración de Nómina, entre otras especialidades.

    Además, entrega formación y orientación en la formación en competencias profesionales imprescindibles, tales como: Liderazgo, trabajo en equipo, negociación, Habilidades de comunicación, toma de decisiones y habilidades para afrontar todos los retos, dificultades y complejidades de la realidad empresarial. Unida a esta estructura académica, generalmente se habilita la posibilidad de incorporación al mundo laboral.  

    Inserciones laborales y expectativas ocupacionales

    La licenciatura en Administración y Dirección de Empresas prepara a los profesionales para afrontar con éxito la gestión y dirección de empresas y también para desempeñarse en todo tipo de instituciones, ya sean públicas o privadas, debido a la amplia flexibilidad curricular que posee como profesión. Por lo mismo, también puede dedicarse al libre ejercicio de la profesión y trabajar dentro de la estructura funcional de las diversas administraciones -como Inspector, Sub-Inspector de Hacienda, Docente, etc.

    Los licenciados en Administración y Dirección de Empresas pueden trabajar en todos los sectores de economía, compañías nacionales e internacionales, Dirección de Recursos Humanos, Dirección de Marketing, Dirección Financiera, Áreas de consultoría y valoración de empresas, Auditoría y un largo etcétera de posibilidades.

    Son muchas las personas que se han convertido en los gestores de sus propias fuentes de empleo, iniciando sus empresas a través de un pequeño negocio inicial, que ha prosperado con inimaginable éxito. Ésta es la más poderosa razón por la cual los proyectos de iniciativa y emprendimiento en el mundo de los negocios y de la pequeña empresa se encuentra, en la actualidad, en un pujante apogeo –con la salvedad que además de proyectar, gestar y emprender, estos futuros empresarios desean, además, innovar y gerenciar sus propios negocios, proyectándolos para su progreso futuro, es decir, administrar.

    Realizar la Administración en la Pequeña Empresa, implica el dominio de muchos conocimientos y habilidades, además de las ventajas indiscutibles del beneficio de administrar el propio tiempo, actividad y espacio personal y ser el ejecutor y responsable máximo en la toma de decisiones y ejecución de las mismas. Dirigir y administrar un negocio propio, por pequeño que sea, requiere mucho coraje, ambición, determinación, espíritu de superación y deseo de alcanzar éxito en el futuro.

    Las habilidades son innatas, pero, de alguna forma, se pueden potenciar con la orientación y formación adecuada. Respecto de los conocimientos, se asimilan y aprenden, tanto la teoría como en la práctica, a través de programas especiales diseñados para cursos de formación empresarial, a partir de la cual es posible comenzar a ganar ingresos hasta alcanzar los propósitos de adquisición ganancial que se han proyectado inicialmente. Por ello, la forma más acertada de dar vida a esta iniciativa es realizando un curso de Gestión y Administración de Pequeñas Empresas.

    Establecer un negocio fruto de la iniciativa personal es la mayor de las veces, una empresa difícil. Esto se debe a que las primeras etapas empresariales, como la conceptualización, la planificación, la elección de la ubicación y muchos otros aspectos, pueden resultar tareas desalentadoras, porque al pasar de una etapa a otra, se acrecienta el número de aspectos que se deben considerar y aprender. Esta es la razón por la cual la demanda de egresados del curso de Gestión de la Pequeña Empresa ha crecido en forma tan desmesurada, dentro de todos los ámbitos de negocios existentes en la actualidad. Mas, aún quedan múltiples aspectos por aprender y resolver, antes de aventurarse en un negocio, en medio de una crisis de la economía mundial.

    Apenas el estudiante inicia su formación en este curso, comenzará, de inmediato, a recibir los conocimientos y principios esenciales, que le serán impartidos a fin de construir su propio negocio, de manera que pueda ser capaz de generar ganancias, en forma inmediata, así como disfrutar de su libertad laboral mientras trabaja para sí mismo, a su ritmo, dentro de su propósito y proyecto y orientándose por sus propias toma de decisiones. Todo estudiante que inicie esta formación, tendrá la posibilidad de aprender una amplia red de contenidos y aplicaciones relacionadas con todo tipo de ámbitos y áreas claves para el éxito en la etapa de ejecución de este curso. En primer lugar, obtendrá información sobre cómo planear y poner en marcha su Pequeña Empresa y, en segundo lugar, será orientado con proyectos y esquemas de diseño empresarial y consejos y técnicas para que su negocio alcance el mejor de los éxitos.

    La estrategia y materia más importante, acaso sea la forma en que es posible determinar el mercado potencial para los productos básicos o la propuesta de servicios sobre los cuales se sostiene la oferta y demanda de la gestión comercial de la Pequeña Empresa. Para ello, es necesario aprender las técnicas que definen el mercado más rentable, conocer la gestión de los competidores en el mismo rubro, saber evaluar y cotizar las variables de precio y costes que se deben establecer, saber aprovechar el potencial de crecimiento del negocio, aprender los pasos de investigación en el desarrollo del nuevo negocio o cuándo para lanzar sus nuevos productos o servicios al mercado objetivo.

    Otro aprendizaje fundamental consiste en el reconocimiento asertivo del producto o servicio que se deberá entregar a los clientes. Además, de las técnicas y estrategias para comercializar y promover los productos o servicios. Al estudiante se le enseñará respecto de las diferentes combinaciones de orientación al cliente, promoción de ventas, publicidad, marketing directo y muchos más. Por otra parte, en el curso de Administración de Pequeñas Empresas, el estudiante será capaz de aprender respecto de la contratación del personal y sobre las estrategias y modalidades de motivación y trato del personal empleado para que se desempeñe de manera eficiente.

    Acaso el aspecto fundamental sea, que en este curso el estudiante aprenderá respecto de las finanzas de su negocio, las modalidades de administración de las necesidades de presupuesto, la previsión de ingresos, el costo de arranque y mucho más -aunque nunca suficiente, porque siempre es necesario el aprendizaje continuo, así como la educación para la vida.